¿Por qué replicar la llave de tu coche?

Compártelo con todos!
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedIn

A menudo, tendemos a no dar importancia a la posibilidad de extraviar las llaves de nuestro coche, cosa que resulta aún más sorprendente cuando ya hemos perdido un juego de llaves y solo nos queda otro.

Es como si pensáramos que estadísticamente las posibilidades de perder también el segundo son ya casi inexistentes y, realmente, no hay nada que apoye científicamente esta teoría.

Hoy en día, la sofisticación en seguridad de los coches ha llevado al desarrollo de toda una serie de sistemas de codificación que, sin contar con la llave original o duplicada exactamente, las posibilidades de poner en marcha un vehículo se hacen, si no imposibles, cada día más complicadas.

Hace años, la pérdida de los juegos de llaves de un vehículo podía suponer, como mucho, la necesidad de cambiar el bombín de arranque y los de las puertas de acceso. También podía arrancarse fácilmente con un puente, un destornillador o la llave de otro vehículo para salir del aprieto momentáneamente, pero hoy, la posibilidad de superar esa situación de emergencia es mínima. Por eso, nos veremos obligados a abandonar el vehículo donde lo tenemos estacionado hasta que nos llegue otra llave o a llamar a la grúa.

¿Por qué es necesario tener al menos dos juegos de llaves?

Nuestra recomendación es hacer siempre una copia de llaves, incluso si tenemos dos juegos completos, en previsión de incidentes, ya que. por un lado, nadie nos dice que no se puedan extraviar los dos juegos simultáneamente y, por otro lado, en caso de extraviar uno de los juegos, no correremos el riesgo de quedarnos sin ninguno ni por un momento.

Esta pequeña inversión, aunque pueda parecer algo banal, nos puede evitar grandes disgustos y sacarnos de muchos apuros.

¿Qué sucede con las llaves actuales cuando solicitamos una copia sin tener el original?

La falta de previsión puede provocar que nos quedemos sin ninguno de los originales de la llave del vehículo.

Por otro lado, es frecuente que muchos fabricantes nos den dos juegos de llaves, pero que el segundo venga limitado en algunas funciones, como pueden ser las de apertura a distancia, cierre centralizado o activación y desactivación de la alarma.

Cuando perdemos los dos juegos que están codificados, no nos quedará más remedio que solicitar un duplicado al fabricante del vehículo con las referencias de su ficha técnica. Este proceso puede demorar varios días la entrega y, además, suele ser bastante más caro que haber tenido la previsión de realizar una copia de llaves que reúna exactamente las mismas características que la original.

¿Vale cualquier tipo de copia?

En la mayoría de los vehículos actuales, no vale una copia normal. Aunque esta puede hacer incluso que el vehículo arranque, en pocos segundos te quedarás sin energía en el motor, produciéndose la parada automática del mismo sin dejarte avanzar más de unos metros.

La copia de la llave debe ser idéntica al original y se ha de realizar con medios capaces de leer su código e imprimirlo en el duplicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *